sábado, 22 de marzo de 2014

Princesa del averno

By TheWickedNightmare

Oh,princesa tu que lloras cada noche
en vela por tu condena
de quien te aprisiona y  te envenena

Quien hace latir tu corazón
de esa forma tan violenta
que hace que te estremezcas

Sella con tus labios
sobre los suyos y aprisionalo también
que las pesadillas lo visiten 
cada noche y de día también
que las voces no lo dejen en paz

Que la conciencia se pinte de negro
como el negro de tus maravillosos ojos
ocultense en las sombras
donde nadie les vea llegar

Dejen salir los gritos
que sus almas ahogan
en esa noche sin luna nadie os vera

Apaguen la sed que la sangre reclama
y que nunca se acabará

Hazle rendirse de tal forma
mi dulce princesa
que tus labios sean la única pureza
que podrá alcanzar

Estrechale con fuerza
y susurrale al oído 
la promesa de que no se separan
la promesa del eterno
que los hará
pudrirse en el averno

15 comentarios:

  1. Me ha gustado y mucho. Me deja un sabor a revancha... una venganza que en ocasiones tendriamos que llevar acabo.
    Lo vuelvo a decir, y no me basta, me gusta y mucho.
    Un beso. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que placer que te guste,
      son esas palabras que alguna vez le quisiste decir...
      Saludos

      Eliminar
  2. algunos susurros acaban haciendo tanto daño como una puñalada.

    me gusta como escribes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tan letales como las miradas
      Un gusto saberlo gracias!

      Eliminar
  3. ¡uuuuuuuuuuuuuuuh! me encantó el final, es verdaderamente precioso, te queda ese sabor amargo.
    te espero en mi blog.

    ResponderEliminar
  4. Me encanto sobretodo el principio. Como te dijeron te queda una sensación amarga, de venganza, o ira. Me encanto.

    ¡Muchos besitos!

    ResponderEliminar
  5. Uff, qué bonito. Me ha gustado mucho, el principio es excepcional.
    Gracias por tu comentario, un beso:)

    ResponderEliminar
  6. Como siempre la belleza se tus versos me llegan. Un poema con sabor a venganza como han dicho.
    Un beso

    ResponderEliminar